1.- El 68% de los catalanes no quiere que Artur Mas resulte ahora elegido Presidente de la Generalitat frente al 25% que expresa su apoyo al President en funciones. Esta cifra es inferior en 5.5 puntos a la de quienes -sobre el total de electores- dieron su voto a Junts pel Sí el pasado 27 de septiembre.

Nueva legislatura2

La diferencia hasta 100 en la suma vertical de porcentajes corresponde a No sabe / No contesta.

2.- El 60% no cree que el proceso de desconexión con España (aprobado en el Parlament por Junts pel Sí y la CUP) corresponda con lo que desea la mayoría de los catalanes.  El 33% opina todo lo contrario.

Desconexionv3

La diferencia hasta 100 en la suma vertical de porcentajes corresponde a No sabe / No contesta.

3.- El 60% de catalanes dice que lo que ahora procede es esperar a las elecciones generales del 20 de diciembre para tratar de renegociar toda la actual situación con el gobierno que entonces salga elegido. El 27% cree, en cambio, que se debe seguir adelante con el proceso independentista tal y como está ahora planteado.

Cup

La diferencia hasta 100 en la suma vertical de porcentajes corresponde a No sabe / No contesta.

4.- El 58% de catalanes afirma que Junts pel Sí debe dar por concluida la fase de negociación con CUP y convocar nuevas elecciones. El 21% se muestra partidario de seguir negociando con dicha formación hasta conseguir su apoyo (un 11% considera incluso que la coalición ganadora debería empezar en cambio a negociar con otros partidos, aunque eso le supusiera replantear el actual proceso soberanista).

Cupv2

La diferencia hasta 100 en la suma vertical de porcentajes corresponde a No sabe / No contesta.

5.- El sentimiento independentista sigue teniendo un peso sustancial en la sociedad catalana, pero parece lejos de ser inequívocamente el mayoritario. Este sentimiento fluctuaría en estos momentos entre un máximo del 44% (cifra ligeramente inferior al 47.8% de votos conseguidos, conjuntamente, por Junts pel Sí y la CUP el pasado septiembre) y el 26% (a que podría ver reducidos sus apoyos si se ofreciera una alternativa satisfactoria tanto al secesionismo como al actual statu quo).

referndum

El tema catalán sigue presentando -por encima de tendencias a la rigidez y al enquistamiento- márgenes muy amplios para el diálogo y el pacto: que estos no parezcan fáciles no implica necesariamente que sean imposibles. El “núcleo duro” independentista lleva decenios agrupando, aproximadamente, al 30% de la población (con la adición ocasional —como es ahora el caso— de un 18% de neoindependentistas no imposibles de reconducir a alternativas no secesionistas).

 

 

FICHA TÉCNICA DEL SONDEO: Sondeo de METROSCOPIA, efectuado mediante entrevistas telefónicas, a una muestra de 800 residentes en Cataluña mayores de 18 años. La muestra está estratificada, por tamaño de hábitat; se han aplicado cuotas de sexo y edad a la última unidad (persona entrevistada). Para un nivel de confianza del 95.5 % (que es el habitualmente adoptado) y asumiendo los principios del muestreo aleatorio simple, en la hipótesis más desfavorable de máxima indeterminación (p=q=50%), el error de muestreo que corresponde a los datos referidos al total de la muestra ponderada es ±3.5 puntos A las personas entrevistadas se les ofreció la posibilidad de ser preguntados (y de contestar) en castellano o en catalán. El estudio se realizó entre el 16 y el 17 de noviembre de 2015.