En las circunscripciones más pobladas y que, en conjunto reparten 106 escaños (Madrid, Barcelona, Valencia, Sevilla y Alicante), hoy por hoy, al iniciarse la campaña electoral, los apoyos electorales (y su correlativa traducción en escaños) se presentan divididos prácticamente por igual entre las cuatro formaciones principales: el PP se haría con 24-25 escaños, el PSOE  con 24, Ciudadanos entre 22 y 26 y Podemos con 23-24. Estas cinco circunscripciones están claramente penalizadas por el actual sistema electoral en cuanto a su peso en el Congreso: representan, en conjunto, el 37.7% del censo electoral pero tienen atribuido el 30.2% de los escaños. Es decir, cuentan con 26 diputados menos de los que en estricta proporcionalidad podrían corresponderles.

‘Hacia el multipartidismo, pero a dos velocidades’ (José Juan Toharia y José Pablo Ferrándiz)

 Estimación

Madridv2

Barcelonav2

Valenciav2

Sevillav2

Alicantev2