De entre las cuatro principales formaciones políticas, es la actuación en el Parlamento de Ciudadanos la que logra un mejor saldo evaluativo entre el conjunto de los españoles: -5 puntos (el 47% la aprueba frente al 52% que la desaprueba). Este relativo mejor saldo se sustenta, de nuevo, en las buenas evaluaciones que obtiene tanto entre sus votantes (el 88% aprueba su labor parlamentaria) como entre los del PP (72%). En todos los casos, estos porcentajes de aprobación se han mantenido estables desde diciembre de 2016.

Por su parte, el PSOE es el partido cuyo saldo evaluativo ha mejorado más en estos tres últimos meses: de -37 puntos en diciembre de 2016 y -41 en enero de este año pasa, ahora, a -25. Su actuación parlamentaria logra convencer a una clara mayoría de sus votantes (62% frente al 51% de los meses anteriores). Además consigue la aprobación de prácticamente la mitad de los votantes del PP (47% frente al 32% de hace un mes), un dato que nunca antes se había producido. Entre quienes aprueban la actividad política en el Parlamento de los socialistas, también han aumentado los votantes de Ciudadanos: el 30% en enero frente al 37% de ahora. Los votantes de Unidos Podemos que aprueba la labor de los socialistas apenas ha variado a lo largo de estos meses, ahora se sitúa en el 16%.

Como en el caso de Ciudadanos, el saldo evaluativo del PP (al igual que el de Unidos Podemos) ha sufrido variaciones sustanciales en estos meses. La actuación parlamentaria de los populares sigue contando con el apoyo abrumador de sus votantes (el 86% la aprueba) y de casi la mitad de los votantes de C´s (45%). Sin embargo, continua generando un masivo rechazo entre los votantes del PSOE (el 88% la desaprueba) y entre los de Unidos Podemos (98%).

Nuevamente, la actuación política de Unidos Podemos vuelve a ser la peor evaluada por el conjunto de los ciudadanos: -40 puntos (el 29% la aprueba frente al 69% que la desaprueba). Solo los propios votantes de la coalición aprueban mayoritariamente aprueban su labor parlamentaria (74%) mientras que esta concita el rechazo de la abrumadora mayoría de votantes del PP (92%), de los de Ciudadanos (83%) y, en menor medida, de los del PSOE (74%).

FICHA TÉCNICA: El sondeo se ha efectuado mediante entrevistas telefónicas a una muestra nacional de personas residentes en España, mayores de 18 años y con derecho a votar en elecciones generales. Se han completado 1.428 entrevistas a través de llamadas a teléfonos móviles seleccionados de forma aleatoria a partir de un generador automático de números telefónicos. Posteriormente se han calibrado los datos a partir de una ponderación múltiple por sexo, edad, hábitat y región (Comunidad Autónoma). La eficiencia de la ponderación es del 63,1%, de modo que la muestra efectiva es de 900 entrevistas. El error de muestreo, para un nivel de confianza del 95.5% (que es el habitualmente adoptado) y asumiendo los principios del muestreo aleatorio simple, en la hipótesis más desfavorable de máxima indeterminación (p=q=50%), es de ±2.7 puntos (tras la ponderación, ±3.3 puntos). La recogida de información y el tratamiento de la misma han sido llevados a cabo íntegramente en Metroscopia. Fecha de realización del trabajo de campo: entre los días 15 y 17 de febrero de 2017.